Imanol Alguacil ha vuelto a transmitir buenas vibraciones en la previa del duelo de Salzburgo. Fiel a su personalidad, el técnico se ha mostrado confiado con la respuesta de su equipo en un reto apasionante como supone estrenarse en Champions a domicilio. 

Le han preguntado por si espera al supuesto equipo más débil a pesar de ser el líder del grupo: “Una vez más nos confundimos y que en seguida sacamos pecho y empezamos a decir cosas extrañas. El juego pone a cada uno en su sitio. Es un gran rival, que me encanta, presiona arriba una barbaridad, es muy difícil salir, dinámico, valiente, atrevido, buenos jugadores, con dos delanteros con mucha profundidad y los dos carrileros que le dan amplitud. Diez jugadores que miden más de 1.90 y es una barbaridad lo que trabajan. Nos lo va a poner muy complicado”.

La Real llega en clara línea ascendente: “Llegamos muy bien pero cuando estamos en el calentamiento veremos cómo estamos. Las victorias dan energías y fuerza. Las noches como las del sábado te dan un plus, hemos recuperado y estamos acostumbrados a jugar dos partidos por semana. No hay excusas. Nos van a apretar, juegan muy bien y quizá sea eso lo que no nos permita ganar o empatar. Este equipo está capacitado para jugar cada tres días partidos importantes. Y este encuentro lo es”.

«Necesitamos nuestra mejor versión, como la de la primera parte contra el Madrid, la del Inter o la del derbi»

Para ganar la receta parece clara, aunque no sea tan fácil ejecutarla: “No me preocupa el rombo, porque hace poco jugamos contra un equipo que lo practica como el Madrid. Son muchos los equipos los que utilizan. La novedad es que está muy trabajado, que lo hacen muy bien, Glouc (el mediapunta) engancha mucho con Simic o con Konaté. Hacen muy bien las cosas. Su presión es brutal y nos va obligar a dar nuestra mejor versión. Se parece bastante a nuestra manera de jugar. Este equipo no es el peor del grupo para nada. Necesitamos la mejor versión, como la de la primera parte contra el Madrid, la del Inter o la del derbi».

El técnico se ha referido al estilo de juego y de que quizá el equipo no está tan espectacular. Incluso muchos han puesto en duda la forma en la que se llevó el derbi: “Me encanta, imagino que serán dos bilbaínos los que dicen eso… Nos dieron un meneo con el 2-0 del año anterior. En todos estos partidos, en muchas fases, ha sido muy superior a todos sus rivales. Al Girona, que es la sensación de la Liga; al Inter, que es finalista Champions; el derbi que hemos ganado 3-0 y en el Bernabéu… Todos los que entienden de fútbol dijeron que fuimos superiores. No vamos ganar siempre 6-0. Yo nunca estoy satisfecho del todo, porque creo que este equipo siempre puede mejorar”.

El técnico no ha parado de elogiar a los autriacos: “Yo hablo de lo que veo. Muchísimo respeto, por las cosas que hace y cómo juega. Siempre hemos respetado mucho al contrario. Lo hacemos tanto el cuerpo técnico como todos mis jugadores”.

Por último, se refirió al estado físico de Tierney: “Sufre una rotura muscular importante. Tampoco nada extraordinario. Cada jugador es diferente y el tiempo de recuperación también. Es la clásica rotura que le va a costar recuperarse”.

source

About The Author

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *