Pasión y golazos en el aniversario de la Copa del Rey de la Real Sociedad

0

Pasión txuri-urdin y empacho de golazos para celebrar el tercer aniversario del título de Copa para siempre de la Real Sociedad en Zubieta. La plantilla realista comenzó a preparar la visita del Almería ayer en sus instalaciones con un millar de aficionados en las gradas y en una sesión marcada por los ejercicios de finalizaciones que permitieron lucirse a sus jugadores con tantos de muy bella factura.

La nota negativa la protagonizaron Take Kubo y Mikel Merino. En principio, el japonés no sufre una lesión de gravedad ni se ha roto, como lo acredita que los galenos no han emitido ningún parte, por lo que tiene opciones de jugar ante los andaluces, mientras que la ausencia del navarro fue por precaución y en el club confían en que pueda ejercitarse este jueves. Los lesionados de larga duración, Aihen Muñoz, Carlos Fernández y Brais Méndez tampoco comparecieron en el campo. 

Imanol, aclamado

Imanol Alguacil, que fue aclamado por la grada a su salida, echó mano del filial llamando a Fraga, Ayesa, Aramburu y Magunazelaia para formar un total de 24 jugadores, entre los que se encontraban cuatro porteros para el festival de disparos a puerta en el que se basó el entrenamiento. Se entrenaron Ander Barrenetxea, con el que había preocupación por su reaparición tras sus graves problemas de lumbago, y Robin Le Normand, que cumplió un partido de sanción por acumulación de amonestaciones en Vitoria y que se encuentra en perfectas condiciones para tratar de recuperar su plaza en el once en detrimento de un Pacheco que cuajó una magnífica actuación. Precisamente el navarro y Zakharyan fueron los que pasaron por el tradicional pasillo de sus compañeros en el inicio de la práctica, en principio por su éxito en Mendizorroza. Álvaro Odriozola también confirmó que cada vez se encuentra con mejores sensaciones después de su contratiempo en la rodilla que sufrió en el duelo en Girona.






20

Aficionados en el entrenamiento de la Real Sociedad en Zubieta
Pedro Martinez

Gran nivel

Muchos de los asistentes se quedaron impresionados con el nivel de intensidad de la práctica que se prolongó durante cerca de hora y media. No solo del primer equipo, por ejemplo resultó todo un espectáculo ver cómo se ejercitó Maguna, que lo da todo. Los piques y hasta los choques fueron constantes. Incluso a Remiro se le escuchó gritar “Vaya folla tiene” al encajar un afortunado tanto de Zakharyan o a Traoré lamentarse con un sonoro “Puta Hamari” después de no poder culminar una gran maniobra. Los dos, el ruso y el maliense, rindieron a muy buen nivel. A la hora de destacar golazos, hay que reseñar los disparos de Olasagasti, Maguna, el propio Traoré, André Silva tras un recorte sublime, Sadiq, con un violento zapatazo a la escuadra… 

Sustos

Los sustos los protagonizaron el nigeriano, tras recibir un doloroso pisotón, y Remiro, en dos ocasiones, en sendos encontronazos con Maguna y Silva, y en un golpe de Olasa a Javi Galán, al que no le hizo mucha gracia. Imanol se mostró muy satisfecho con el nivel de la sesión: “Está muy bien, eh”.

Baño de masas vacacional

Cerca de un millar de aficionados se acercaron hasta Zubieta aprovechando el buen tiempo y la festividad de los colegios, ya que la mayoría eran familias al completo y un gran número de niños que le pusieron mucho colorido a la mañana con sus camisetas blanquiazules. 

Imanol puso el punto final con una sonora propuesta: “¿Hacemos la última?”. La espuela consistió en más centros y más remates. Y por supuesto goles. Ahí se abrió la veda para la caza de autógrafos y de fotografías con un plantel entregado a sus chavales. Así es cómo se hace Real Sociedad.

source

About The Author

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *