Merino, Le Normand y Zubimendi, en un partido con España.  | FOTO: EFE

Merino, Le Normand y Zubimendi, en un partido con España. | FOTO: EFE

En Madrid ya lo dan por cerrado. Primero empezó con que iba ser “inminente”, un término siempre muy arriesgado y osado en el mundo periodístico porque te puede dejar en evidencia con el paso de los días, y después fue el reputado periodista Ruben Uría el que afirmaba que el traspaso ya estaba pactado desde hace semanas. No deja de ser curioso que desde el club rojiblanco no hayan parado de filtrar de forma interesada información a los medios que cubren su información, cuando en el otro bando es justo lo contrario, ya que el hermetismo es absoluto en Anoeta al ser conscientes de que la afición se encuentra de uñas por la inevitable marcha de su mejor defensa de las últimas cinco temporadas. Un jugador hecho en la casa, como el mismo se considera, pese a que llegó contratado para reforzar el Sanse, y que es muy querido.

Siempre según estas informaciones, el retraso de la oficialidad de la operación se debe a que estaban esperando al mes de julio para que computara en la temporada 2024-25. Mucha más controversia generan las cifras de la operación. El prestigioso periodista italiano Fabrizio Romano también ratificó que estaba todo acordado y que el acuerdo se cerraba en 30 millones (la mitad de su cláusula). Relevo incluso lo rebajó a 28, cuando desde el entorno txuri-urdin se marcaba el precio de 40 millones como punto de partida de la negociación. Lo último que llegó a este periódico es que se podía concretar en 32 más variables. Habrá que esperar…

Mutismo en Anoeta

Mucho ha tenido que ceder Aperribay con su amigo Miguel Ángel Gil Marín para que se selle la operación en estos números, ya que, si bien sería el defensa más caro de la historia de un gigante como el Atlético, no hay que olvidar que el Aston Villa pagó al Villarreal 40 millones por Pau Torres, que no está ni en la Eurocopa siendo zurdo. Robin es titular indiscutible en la selección y en su equipo. Y si de verdad es el jugador quien ha pedido salir y al Atlético, que salgan y lo confirmen con verdades… No como han hecho con otros jugadores anteriormente como Sorloth, ya que la culpa no puede ser siempre del otro. Ya no suena creíble. De momento, mutismo absoluto en Anoeta.

source

About The Author

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *