Robin le Normand es la gran apuesta de Luis De la Fuente. El seleccionador convenció al txuri-urdin para que aceptara jugar con España, lago que ya intentó en su momento sin éxito Luis Enrique, y desde que cumplió con los requisitos para ser convocado. Al final de la pasada campaña se estrenó con éxito ya que fue titular en los dos encuentros de la final four de la Copa de Naciones que ganó tras imponerse en las semifinales a Italia y en la final a Croacia en los penaltis, partido en el que tuvo que retirarse por lesión.

Esta temporada ha jugado otros seis encuentros, todos ellos de titular, ante Georgia y Chipre, en casa y fuera, Escocia y Noruega, aunque ante estos últimos, después de secar a Haaland, fue sustituido en el descanso al estar cargado con una tarjeta, y contra los chipriotas en la isla fue sustituido en el entreacto también al estar el duelo liquidado. En toral son ocho encuentros con siete victorias y un empate, el de la final frente a los croatas que acabó en festejo.

No está mal para un jugador que llegó con bastante polémica y que estaba siendo analizado con lupa por muchos de los que apenas conocían el extraordinario rendimiento que viene ofreciendo en la Real de Imanol. Nada más proclamarse campeón de la Copa de las Naciones, el bretón se mostró feliz con su primer título internacional: “No hay palabras. En el momento no te das cuenta de verdad. Como me pasó con la Copa, cuando vencimos la National League estábamos contentos, pero cuando bajan las pulsaciones llegas a casa y eres de verdad consciente de lo que has conseguido. ¡He ganado un título con la selección! Hay tantos jugadores que han soñado con ese momento y no lo han conseguido. Es algo increíble”.

Le Normand sigue cumpliendo objetivos y ayer anotó su primer gol al rematar una falta botada por Ferrán Torres. La lesión de Gavi empañó su alegría: “Contento por el gol, venía de varias ocasiones y no quería entrar el balón. Estoy jodido por la lesión de Gavi, es un palo duro. Nos afectó mucho, luego tienes que jugar, pero estaba en la mente”.

El central ya había estado muy cerca de anotar con la selección: “He fallado bastantes, esta vez en la primera la enchufo, estaba muy contento y en casa era buen momento para estrenarse. Agradezco la confianza del míster pero no hay pilares, la fuerza de este grupo es que cada jugador que le toca tiene las ideas del míster muy claras”.

El contratiempo físico de Gavi impresionó a sus compañeros: «Te afecta porque llevaba varios partidos con él, ya son amigos. Somos una familia. Cuando ves a uno de tu familia o un amigo como Gavi te afecta. Ves que sufre, es doloroso”.

El realista tiene bien aprendida la lección y sabe que es mejor ir poco a poco y no pensar que pueden vencer la Eurocopa: “Todavía está muy lejos todo. Hemos demostrado buen fútbol, la gente está disfrutando, se está haciendo un fútbol que nos representa. Hay que seguir trabajando, ser humildes, cabeza fría”.

source

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *