[Tribuna de prensa] "Alargar picos, recortar valles", por Marco Rodrigo

0

La Real Sociedad salió al césped del Metropolitano y durante una hora larga, desde el minuto quince hasta el 2-0 de Molina, se vio superada como casi nunca esta temporada. Poco que objetar, porque enfrente estaba el mejor equipo de la segunda vuelta, un Atlético mentiroso a más no poder. Sin delanteros específicos en el once y esperando en bloque medio con un marcadísimo 5-4-1, los de Simeone aparentaron conservadurismo para, poco a poco y a fuego lento, ir a por la victoria con todas las de la ley, adjudicándose finalmente un triunfo que merecieron. Dicho esto, no dedicaré ni una línea más del artículo a los colchoneros, porque nuestro equipo txuri-urdin ya es de Champions y porque además certificó el billete en un partido bastante significativo respecto a su espíritu. Sufrió, achicó agua, tuvo dificultades para desarrollar el plan y se vio desnaturalizado a lo largo de extensas fases del encuentro, pero solo perdió 2-1 y en el minuto 94 dispuso del cabezazo de Carlos para empatar. No, la escuadra de Imanol no termina cuarta gracias a sus versiones más sobresalientes. Sí lo hace, principalmente, porque su brillantez ha residido en la regularidad dentro del notable alto y en la competitividad dentro de contextos complicados. Puede sonar a poco. Sin embargo es mucho.
source

About The Author

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *